in

¿YA TERMINÓ LA PANDEMIA? Y ¿AHORA QUÉ?

Saludos estimados compañeros Ferreteros, espero que todos ustedes y sus familias se encuentren bien de salud y que sus proyectos se estén realizando, el mundo entero entró en una prueba de resistencia sin precedentes, como no soy doctor, no hablaré de aspectos que competen a la salud, y tampoco haré un recuento de todo lo que aconteció en los casi dos años de pandemia.

Ya lo que pasó, pasó, nos debe de servir de experiencia, para poder afrontar lo que el futuro nos depare, con el exceso de población en todas las regiones del planeta y el grado de glo­balización que hemos alcanzado, cualquier situación, ya sea de salud o financiera, nos afecta de una u otra manera a todos los que habitamos esta gran canica azul.

Ahora bien, los efectos y cambios de comportamiento, salud, financieros, tecnológicos y sociales apenas los vamos a empe­zar a sufrir, algo es seguro, el mundo no volverá a ser igual. Simplemente nosotros ya no somos iguales, nuestra perspectiva en base a la vida ha cambiado, es muy difícil asimilar, sobre todo para los mayores.

Todos los protocolos y restricciones que se han aplicado a la población en todos los aspectos influyen en nuestro estado de ánimo. Tristemente a los más jóvenes y nuestros niños los ubico en un mundo distinto del que esperábamos para ellos, simple­mente ni siquiera tuvieron la oportunidad de comparar lo que les tocó vivir, con lo que nos tocó vivir en nuestra infancia y juventud a nosotros, tal vez para ellos resulte más fácil adaptarse al nue­vo sistema global.

Es imposible recuperar estos casi dos años perdidos en educa­ción, socialización y crecimiento de nuestros jóvenes y niños, el tiempo perdido no regresa, asimismo muchos de nuestros adul­tos mayores tuvieron que ser jubilados a fuerza, cuando todavía tenían un gran potencial que ofrecer, muchos jóvenes y niños de escasos recursos no regresarán nunca a las aulas; ¿tienen ustedes una idea del retraso educativo y social que esto traerá a nuestra sociedad? Se imaginan la magnitud de la catástrofe social que se avecina, al tener gente sin capacitación, sin buena educación, tratando de sobrevivir en un país que de por sí ofrece pocas oportunidades.

Tiene el gobierno y nosotros como sociedad un gran reto, para que, de alguna manera, eduque y capacite a los jóvenes y niños que no tienen oportunidades. Sé que es muy difícil lograr algo así, pero más difícil va a ser, compartir la vida en un ambiente de desigualdad y con falta de oportunidades.

Los problemas de inseguridad y desigualdad se van a salir de control si no se empieza a dar solución pronto, caeremos en un pozo del cual será muy difícil salir. Un país que no educa y capa­cita a su población está destinado a fracasar.

Además de todos los cambios que como sociedad hemos teni­do que acatar, todavía tenemos esperar muchos más cambios, además de la inercia que ya estamos sufriendo como lo es la escasez de materias primas para la producción, problemas en la llegada de importaciones aumento desmedido y continuo de los precios, mercados financieros inestables, mucho desempleo por culpa del cierre del comercio en general, crisis económica, generada por los problemas anteriores.

Pero el problema más preocupante es la pérdida del poder ad­quisitivo de las familias, que de por sí, estas no completaban el gasto diario, ahora con todos los aumentos en productos de la canasta básica, así como en los demás rubros, ponen en una situación desesperada a los jefes de familia.

Pero si en lugar de preocuparnos, no ocupamos, el gobierno de­bería sacar un plan emergente para poder hacer frente a estos problemas, nosotros, ser más tolerantes y apoyar con mejores salarios a nuestros colaboradores, así como participar en la me­dida que nuestros recursos nos lo permitan, la vida nos ha dado mucho, es hora de contribuir con nuestro granito de arena, tam­bién si podemos, participar activamente en nuestra sociedad.

Nunca esperemos crisis, siempre hay esperanza de un mundo mejor, solo que esta vez la patria, la sociedad y nuestras familias necesitan nuestra colaboración más allá de nuestros intereses personales. Vamos con todo, todavía falta mucho por hacer.

Atentamente
C.P. Rubén Méndez O.
Ferreurdiales, S.A. de C.V.

Written by admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

GIPHY App Key not set. Please check settings

Participa Ferreshow en AHR EXPO México 2021

Conoce la NUEVA familia de productos